Se ha producido un error en este gadget.

martes, 7 de diciembre de 2010

Reporte final

¿De qué manera la cartografía Europea y la cartografía Mesoamericana han aportado en la creación de mapas en nuestra actualidad?

En clase de cultura científica y humanística II de la Universidad Autónoma de la Ciudad de México plantel San Lorenzo Tezonco partimos de una cuestión que tiene que ver con la actualidad y con el descubrimiento de América, ésta es la siguiente: ¿cómo surgió el mundo moderno? Al reunirnos con el profesor para exponer temas como barcos, mar atlántico, expediciones, Colón y cartografía elaboramos una lluvia de preguntas las cuales estuvieran relacionadas con los temas ya mencionados. En ésa sesión decidimos investigar sobre cartografía por lo tanto la pregunta más importante y sobre la que vamos a enfocar éste trabajo fue la siguiente ¿de qué manera la cartografía Europea y la cartografía Mesoamericana aportan a la creación de mapas en la actualidad?

El interés por ésta pregunta surgió a raíz del poco conocimiento que teníamos sobre la cartografía Europea y la nula noción de la mesoamericana. También el interés por difundir el conocimiento adquirido debido a que pocas fuentes en internet nos proporcionan información fidedigna.

En los días de investigación tuvimos la oportunidad de leer diversos libros y páginas en la red, unos nos ayudaron a reflexionar sobre la cuestión cartográfica y en ésos análisis surgieron nuevas interrogantes que nos ayudaron a comprender más el tema, la primera pregunta que se planteó fue: ¿de qué manera se fue modificando la comunicación en los mapas mesoamericanos? Y la siguiente ¿cuáles son las diferencias y similitudes entre los mapas mesoamericanos y europeos del siglo XV-XVI?, entonces así nuestra investigación pudo ser más fructífera para contestar la pregunta inicial.

Desarrollo

Para poder contestar ésta pregunta pensamos que sería conveniente hablar sobre el desarrollo de la cartografía, posteriormente acerca de los contrastes y similitudes entre los mapas europeos y mesoamericanos.

El crecimiento de los mapas es plasmar en una imagen de un lugar, ya sea un paisaje con montes, colinas, ríos, veredas y casas o una ciudad con edificios, calles y avenidas. Son planos en los cuales se puede describir el contexto de la sociedad a la que se refiere, es decir, sus costumbres, sus deidades (dioses sobrenaturales) como es el caso de los mesoamericanos, sus creencias sobre el cosmos, la forma de relacionarse con el mundo. La cartografía va desde las indicaciones de cómo ir de un pueblo a otro hasta latitudes (líneas paralelas al ecuador, país donde la tierra se divide a la mitad) y longitudes (también conocidas como meridianos, son líneas imaginarias que trazan la tierra de polo a polo) unidas funcionan como una cuadrícula que sirve para localizar puntos estratégicos utilizando un sistema de coordenadas (es cuando la longitud y la latitud cruzan en un lugar del planeta), fueron utilizadas por primera vez por Tolomeo en los mapas antiguos del mediterráneo, los trazos de las tierras son indispensables para saber donde nos encontramos y cómo son los otros lugares.

La cartografía, aunque en el siglo XVI aún no era considerada como una ciencia, nace debido a la necesidad del hombre por saber su posición en la tierra, conocer a detalle ciertos lugares como: ríos, fuentes donde se obtienen alimentos o árboles frutales y animales en grupo, también la división de los terrenos (propiedad privada), marcar las fronteras, etc., continuó y prevalece hasta nuestros días.



Por lo tanto los mapas encierran toda una cultura porque nos puede decir los sitios y sus nombres, sus alimentos y vestimentas, sus bailes y festividades, también el tipo de lugar, es decir, la descripción de algún sitio, su clima, su flora (el tipo de plantas) y fauna (el tipo de las especies animales.) Los mapas reflejan el contexto socio cultural de las diferentes zonas del mundo.



La cartografía Europea en la Nueva España



Cuando Felipe II (1556-1589) era rey de España se interesó en la cosmografía y mapas, patrocinó a varios cartógrafos para que inspeccionaran y trazaran en papel su nuevo territorio, La Nueva España los cuales fueron Pedro Esquivel (¿?) Y Anton van den Wyngaerde (c.1512-1571). Esquivel trazaba mapas regionales y Anton paisajes urbanos, se basó en el ambiente de la ciudad. El primero imaginó rectilíneas, latitudes y longitudes, en los mapas proyectó matemáticas basándose en los libros de Tolomeo .

Los europeos utilizaban libros de, por ejemplo, Claudio Tolomeo, el cual fue conocido por sus extraordinarios aportes en el campo de la astronomía y la óptica, su fascinación por la astronomía lo llevó a concretar una geografía escrita en ocho libros, el primero de ellos, el primero de ellos contenía la forma de trazar los mapas del mundo y los seis restantes enumeraban las coordenadas de latitud y longitud de 8.000 lugares de la ''oikumene'' o mundo conocido. Tolomeo reconoció que mucha de su información era obra de otros investigadores en particular de Marinos de Tiro (cartógrafo griego nacido en Tiro el actual Líbano), mencionó que sus trazos en los mapas eran directrices (para elaborar un mapa del mundo conocido y no mapas locales, de manera que se trata de cartografía local
 
[1] E. Mundy, Barbara: The Napping of the New Spain Cartography and the maps of the Relaciones Geográficas, 1996, University of Chicago

que se basa del dibujo del paisaje de un mapa y no necesita cálculos matemáticos .

Los españoles continuamente enviaban a cartógrafos al Nuevo Mundo entonces los sucesores de Esquivel y Anton fueron Santa Cruz (1505-1567) y Juan López de Velazco (d.159) su intención fue saber la totalidad del mundo e hicieron un cuestionario el cual trataba de contestar preguntas en las que describiera el paisaje, o sea “hablar sobre las características específicas de los lugares, además estabilizaron la geometría donde se basaron en la latitud y longitud” (E. Mundy, Barbara: 1996:12) para que se les facilitara enviar la información a los virreyes, de España contestando sobre la geografía de los Novohispanos, acerca de sus fronteras y tipo de territorios. Ellos no toman paisajes, sólo se basaban en la medición de las tierras por medio de la geometría, latitud y longitud por supuesto también se basaban en las aportaciones de Tolomeo

Santa Cruz fue un cosmógrafo que se dedicó toda su vida a la creación de mapas, pintó en 169 papeles de las diferentes ciudades que conoció, estabilizó las latitudes y longitudes . Por cada tierra incluida en un mapa que enviaran a la corona española era una tierra conquistada.

Por otro lado Juan López de Velasco continuó con las ideas de Santa Cruz cuando fue nombrado cronista Mayor, enviaba notas a España sobre las observaciones que hacían de los eclipses que él necesitaría para establecer las longitudes, también siguió los movimientos de la luna, (E. Mundy. Barbara, 1996:17)

López de Velasco quería incluir las guerras, las historias y conquistas no sólo mapas de flora y fauna, además mencionaría a las aguas (mares) (E. Mundy. Barbara, 1996:20) probablemente sería un atlas bastante extenso y además tendría que investigar mucho más y no abarcaría del todo ni los sucesos más importantes.

Los cartógrafos europeos se relacionaban con las personas más ancianas y conocedoras de su territorio para que los llevaran a conocer sus ciudades, fronteras y paisajes, así los españoles comenzaron a inmiscuirse en la cartografía mesoamericana, ellos también fueron cartógrafos de los aztecas pero los trabajos


eran enviados a España para las convicciones de la corona, entonces los españoles también se apoyaban en los indígenas.

Cartografía mesoamericana

Sobre la cartografía mesoamericana podemos decir que es, tal vez, la más abstracta porque a diferencia de la Europea, utiliza pictogramas (son símbolos lo más parecido a dibujos, representan imágenes de forma coherente, es decir lo que dibujan es lo que quieren decir) y logogramas (símbolos más abstractos que representan el significado de las palabras y pertenecen a una lengua específica) por lo tanto sólo lo pueden entender los habitantes de las ciudades del México antiguo, es decir, las personas que habían estado ahí durante toda su vida y conocían completamente su cultura; sus costumbres, sus deidades, rituales, etc.

Antes de la conquista española, en el siglo XV, los indígenas no estaban permeados por las ideologías de los europeos por lo tanto sus mapas eran totalmente de su contexto, los prehispánicos marcaban la relación de ellos con el mundo en pinturas que contenían figuras simbólicas, es decir, en códices, un cuaderno de hojas de pergamino (hojas hechas a partir de piel de res u otros animales como la piel de venado) dibujaban su vida cotidiana, sus rituales, ellos básicamente utilizaban la cartografía local (representaciones de tierra, las rutas de los ríos o los caminos por donde pasaba el ganado, etc.

Cuando comenzó la evangelización algunos Frailes, como Bartolomé de las Casas, enviados desde España tenían la misión de cambiar las ideologías de los pobladores de la nueva tierra conquistada iniciaron escuelas en los monasterios donde solamente entraban algunos niños y éste grupo se dividió en dos partes, uno en la que a los infantes pobres sólo los enseñaban a leer y escribir mientras que a los de élites altas les enseñaban diferentes artes como la música y la pintura, además de leer y escribir, por lo tanto se les facilitaba inducirlos al catolicismo, notaron que la imagen era el mejor medio para realizar su objetivo, así que les dijeron que sólo pintaran con imágenes que reflejaran a sacerdotes impartiendo la doctrina .

Los trabajos de los indígenas que hacían para ser enviados a España con algunos textos en alfabeto impuesto por los europeos para que los de la corona los comprendieran, entonces se hizo una mezcla de estilos. Por la misma imposición que se ejercía hacia los indios los españoles inculcaron la nueva escritura y

[1]  E. Mundy, Barbara: The Napping of the New Spain Cartography and the maps of the Relaciones Geográficas, 1996, University of Chicago



No hay comentarios:

Publicar un comentario